Posteado por: joseluisp | 13 abril 2011

La Edad de Oro del Liderazgo Participativo

Las primeras menciones al liderazgo participativo aparecen en los primeros trabajos de Paul Hersey y Ken Blanchard sobre el liderazgo situacional. Como vimos en un post anterior, el modelo de liderazgo situacional parte de que no existe un estilo óptimo de liderazgo sino que, por el contrario, los líderes más efectivos son aquellos que adaptan su estilo según las características del entorno, el equipo, la persona, o la tarea que están gestionando.

Hersey y Blanchard definen cuatro posibles estilos como respuesta a estas características: el estilo directivo, el persuasivo, el participativo y el delegador. Así, el liderazgo participativo corresponde a una forma de liderar en la que el directivo se centra en cultivar y desarrollar la moral y el espíritu del equipo, desarrollando las relaciones personales y fomentanto la participación de sus miembros. El liderazgo participativo es una apuesta por la inteligencia colectiva del equipo, quedando la dirección reducida a sus niveles mínimos, pues el líder interviene sólo en situaciones excepcionales.

Lo que inicialmente era un estilo de liderazgo en el que el directivo era un miembro más de un equipo de personas maduras y motivadas está siendo en la actualidad objeto de revisión y desarrollo. El motivo es claro: cada vez nos enfrentamos más a situaciones donde las necesidades de dirección corresponden a un liderazgo participativo. En un mundo cada vez más complejo, más fragmentado y más acelerado la creatividad y la innovación no dependen de un sólo líder o de un único punto de vista, sino de los escenarios que pueda crear la inteligencia colectiva de un grupo de personas.

Esto ha llevado a la creación de modelos y metodologías para dar soporte al liderazgo participativo, como se refleja en el desarrollo de herramientas como el World Cafe, la Teoría U, el Círculo, el Open Space o la Indagación Aprecitaiva. Todos ellos se pueden aplicar a procesos de creatividad e innovación no sólo a nivel empresarial, sino también a nivel de cambio social, político e incluso para la puesta en marcha de procesos de democracia participativa. En todos ellos se invita a grupos de profesionales o stakeholders (grupos de hasta 1.200 personas) a explorar y a poner en marcha una inteligencia colectiva. Desde estos procesos personas con diferentes perspectivas desarrollan conversaciones en torno a preguntas poderosas para producir soluciones y cambios sostenibles que den respuesta a los desafíos a los que se enfrentan sus empresas, sus comunidades o sus regiones.

Internet está llena de recursos de comunidades de práctica que comparten materiales en torno al liderazgo participativo. Si está interesado en ello puede comenzar consultando dos que son excelentes: The Art of Hosting y The World Café.

Recuerde que todos los cambios que la humanidad emprenderá en el futuro tendrán el mismo origen: el momento en que dos o más personas se sientan a conversar en torno a conversaciones sobre asuntos fundamentales. Los factores siempre son los mismos: un grupo de personas, un objetivo común y una disposición a dialogar para crear posibles escenarios futuros. Fascinante.

Anuncios

Responses

  1. Yo diría que la verdadera inteligencia colectiva está en los seguidores.

    http://alex-elusodesimismo.blogspot.com/search/label/Liderazgo

    • Exacto, esa es la clave del liderazgo participativo. Convertir un grupo de personas en una inteligencia colectiva capaz de crear escenarios a los que no podrían llegar pensando de manera individual.
      Gracias por tu comentario
      Y bienvenido a Cartografía

  2. Fascinaste, ciertamente. Y como es sabido, ningún estilo es mejor que otro, y como tú comentaste en el post anterior, el estilo se adapta según la situación que se presente, pero sin duda alguna éste es el que siento es el más adecuado, gratificante y hasta completo, porque al desarrollar a tu equipo cultivando lo mejor de cada uno de sus miembros, definitivamente aumenta las probabilidades de éxito, porque incentiva a que el equipo pueda contribuir en las soluciones de un objetivo en común, con ideas nuevas y creativas, sin intervención directa del líder, y a la vez se refleja la delegación de responsabilidades. Esto de la inteligencia colectiva como concepto, es nuevo para mi, aunque en la práctica lo había vivido y realmente se ven los frutos cuando das participación real a tu equipo. Estas comunidades: The World Cafe y The Art of Hosting, no las conocía y me parece súper interesante fomentar a través de dinámicas la importancia de los aportes de todo un grupo, que dan origen a soluciones creativas a un bien común.

    Gracias José Luis, muy interesante, aprendí algo nuevo con tu post,

    Un abrazo

    • Buenos días, Esther
      Me alegro de que lo encuentres interesante
      El liderazgo participativo trabaja de manera muy intensa competencias como el diálogo y la escucha y es un mundo que merece la pena explorar
      Un saludo desde Sevilla


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: