Posteado por: joseluisp | 27 febrero 2013

Jugar a ganar – Jugar a no perder

Sam Branton - A game we once played

No es lo mismo

Una persona o un equipo que juega a no perder concentra su atención en mantener lo que hasta ahora ha conseguido, en defender una zona de confort. La aversión a la pérdida le aleja de experimentar nuevas estrategias, de explorar lo desconocido, de crear e innovar en la búsqueda de nuevas formas de ganar.

Cuando tememos la pérdida nos limitamos a mantener acciones conservadoras, aquellas que hasta ahora nos han funcionado. Nuestra energía se enfoca a defendernos de todos los agentes que presionan sobre nuestros resultados y amenazan con causarnos pérdidas. Entramos en un juego en el que nuestro objetivo ya no es anotar tantos, ni lograr metas. Nos enfocamos en agotar al rival, en ganar tiempo y en evitar las críticas, la presión y el deterioro de la zona de confort que habíamos conseguido.

Una persona o un equipo que juega a ganar concentra su atención en buscar oportunidades, en explorar territorios desconocidos. Su objetivo es el de anotar tantos. Para ello estará dispuesto en adentrarse en territorios en los que hasta ahora nunca se ha introducido.

Cuando jugamos a ganar estamos abiertos a las oportunidades, a la creatividad, a la innovación, a divertirnos con lo que hacemos. No queremos defender una zona de confort sino que exploramos nuevos caminos que nos lleven a una nueva zona de confort que sea aún mejor que la anterior.

Hay quien juega a ganar y hay quien juega a no perder. Parece lo mismo pero no lo es. Los expertos aseguran que la pérdida y la ganancia están asociadas a procesos cerebrales distintos y, cada uno de ellos, nos lleva a adoptar estrategias distintas ante la vida. ¿Jugamos?

Anuncios

Responses

  1. Sólo un matiz… Por mi experiencia, querer jugar a ganar o querer jugar a no perder convierte la creatividad en una ratonera sin salida. Esto sí es conservador. Querer esto…, querer lo otro… nos aleja realmente del fluir natural que propicia realmente no desear nada. La realidad última se revela en el no-deseo. No está mal sin embargo mirar al dedo que señala la luna, pero conscientes de que no es la luna. Tampoco esto que digo debe ser una máxima. Aprendamos a leer en lo aparentemente no-visible. Nos irá mejor.

    • Buenas tardes, Francisco
      Gracias por tu apreciación
      Para mí el “ganar” o el “no perder” no está en la esfera del quiero´, de la satisfacción de un deseo
      Más bien está detrás de la fuerza que nos mueve a hacer las cosas, la que define nuestra actitud, nuestra motivación y nuestros movimientos.
      Bienvenido a Cartografía
      Un saludo
      José Luis

  2. Buenísimo, se relaciona con la conformidad y la proactividad

    • Gracias Laura

  3. Te conocí en clase y me alegra mucho poder seguirte en esta aventura que mantienes en Internet. La actitud proactiva, unas cuantas dosis de entusiasmo, una posición nada arrogante ante los demás y una energía que no se de donde sale, son el retrato de José Luis. Fue un placer tenerte como profesor. Gracias por aquellas clases que nos abrieron a todos los que formamos parte del curso de DGE el mundo de la economía. Perdona pero no he podido evitarlo, prometo en otros comentarios centrarme en el artículo en cuestión.
    Germán

    • Buenos días, Germán
      Gracias por tu mensaje
      He de reconocer que se me suben los colores cuando recibo este tipo de mensajes
      Sobre todo cuando los envían personas con tanto talento como tú
      Un abrazo
      José Luis


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: